sábado, 13 de febrero de 2010

EL VUELO DE LA MARIPOSA

-->
“…QUIEN PUDO SER TAN CIEGO PARA CHOCAR DE FRENTE CONTRA EL FUEGO COMO MARIPOSA…”así dice el estribillo de una canción de Bacilos llamada “Guerras Perdidas”  la cual vino a mi mente tras oír una historia que me contaron ayer mismo.

Una chica, bastante decepcionada en temas amorosos, había decidido salir con un chico que a todas luces parecía ser un chico fantástico. Ella se había ilusionado tras leer las cosas que él escribía, unos discursos llenos de valores y sensatez con los que ella se identificaba. Estaba encantada con él, y él con ella según decía.

Habían salido ya un par de veces y en la tercera cita, un viernes por la tarde,el chico la llevó a un lugar importante para él. Allí le habló de lo a gusto que se sentía con ella, los dos expresaron sus temores de volver a pasarla mal y se dijeron que eso no pasaría con ellos, que prometían portarse bien, así disfrutaron de su compañía y se despidieron ese viernes con un dulce sabor en la boca.

Después de ese viernes no volvieron a verse, él desapareció sin razón alguna, ella trató la semana siguiente de hablar con él…nada, no respondía, intentó entonces un mail, la misma respuesta. La chica  no podía creerlo, ese chico maravilloso sin contestar, no podía ser!!!, pero si era un hombre educado, cómo no iba a contestar? Ella creía “que portarse bien”, según habían hablado implicaba por lo menos tener la educación de devolver una llamada. Sin embargo, se dijo: No, algo debe haber pasado, este chico nunca sería así si no tuviera una causa, se preguntaba si habría dicho algo malo, si le habría pasado algo importante que lo mantuviera distante.

Como pensaba que él valía la pena, decidió obviar su desaparición e  ir ese viernes siguiente, por la tarde, al lugar donde él la había llevado, porque seguramente estaría allí. Pues allí se fue ella, con su mejor intención, buscando una respuesta que seguramente él tendría a ese comportamiento, la chica había leído una vez en los escritos de él que la gente tenía que luchar por lo que le importaba y además debía ir más allá de lo superficial, recordar aquello la animó.

Así que hacia allá fue y vaya si encontró una respuesta, justo cuando iba a tocar el timbre lo vio venir…pero no venía solo, venía con una chica, a ella le pareció verse en un espejo o tener un "deja vu", justo era ella la que una semana antes entraba con él en el mismo portal…él ni se inmutó, siguió de largo.  Entonces ella se prometió que nunca más sería LA CHICA DE LOS VIERNES, esa que cambia de semana en semana, para nadie.

Esta historia me recuerda la canción porque ella, aun ante la evidencia del rechazo, decidió ir a buscarlo. En ese momento debió advertir ese fuego del que habla la canción, tan evidente y atractivo, pero que quema.  Fue directo hacia esa luz con la mejor de las intenciones y le pasó lo que todos hemos visto alguna vez: como las mariposas atraídas por el resplandor chocan contra la bombilla  y queman sus alas.

Pero hay que recordar que aunque las mariposas choquen contra la luz, también son seres que se recrean, a fin de cuentas se transforman de larvas en hermosas mariposas…mejor quedarse con ello no?  LA RE-CREACIÓN NOS SALVA!!

">

1 comentario:

Vane dijo...

Excelente historia y mensaje!

(y esa cancion, me encanta....)